Inicio Opinión Opinión: Cosas de mi Comuna

Opinión: Cosas de mi Comuna

Compartir

HECTOR-BINIMELIS-GREEN---OPINIOMDicen los que saben, que el día a día, nos hace perder la capacidad de ver los detalles. Cuando estamos dentro de un bosque, sólo vemos ramas. Si salimos de él, vemos el bosque y advertimos una serie de detalles que nos afectan, pero que, aparentemente por costumbre, los dejamos ahí.

Veamos. Hace algunas semanas, manifesté públicamente, la preocupación por la falta de participación en las Juntas de Vecinos y que la mayoría de ellas, no esté vigente. Ya que no se visualizan avances, entiendo que nadie comparte esta inquietud. Reitero, ¿no es importante poder opinar en relación a las decisiones que nos afectan? ¿Se seguirán haciendo las cosas sin preguntarnos? Somos muchos los que estamos dispuestos para ayudar en este aspecto.

El otro tema planteado anteriormente, la ausencia de Directiva de Centro de Padres y Apoderados del Liceo Santa Cruz, sí ha existido avances. De hecho, el proceso eleccionario se efectuará el mes de noviembre. Bien, un avance importante.

Hace algunos días fui invitado a la presentación del proyecto para el nuevo edificio de este este establecimiento educacional. Hermoso, funcional, pero en el mismo espacio físico. A todas luces seguirán presentándose los mismos problemas. De espacios, de ruidos, etc. En el diseño se incluye todo, pero “apretadito”. ¿No fue posible, encontrar otro lugar? No se puede pensar a largo plazo, 15, 20 años. Vienen cambios trascendentales en la educación, no sólo por la reforma, sino en todo el proceso de enseñanza-aprendizaje, que plantea una serie de desafíos que el reducido espacio no soportará. Estaremos colapsados nuevamente en muy pocos años más. A pensar, todavía se puede revertir. A propósito, no había ningún concejal…..

Cambio de tema. El tránsito en nuestra comuna es un caos. A los reconocidos problemas frente al IRFE, cuya aparente solución está lista, pero no operativa, se suma lo que es casi una burla de numerosos conductores que se “detienen momentáneamente” en Avenida Errázuriz, con las luces de estacionamiento, contraviniendo abiertamente la prohibición de hacerlo. He visto a Carabineros pasar y mirar. Se agrega el enorme taco que se presenta en el cruce de O’higgins con 21 de Mayo. No soy experto, pero el cambio del disco Pare, se ha visto como solución desde el principio.  Ahora, lo de 21 de mayo entre Díaz Besoaín y J.T. Medina, de verdad, ofusca. El cuello de botella, es irritante. La sensación que es para suplir déficits de la concesionaria, nos invade. Ni hablar de la pésima costumbre ya arraigada de estacionarse en la vereda en toda la calle Díaz Besoaín. Traten de cruzar transitando por Santa Matilde. No se ve nada.

Finalmente, me quiero referir a pequeños detalles del Consultorio. Primero decir que los esfuerzos que se hacen en la calidad de atención de los usuarios, son innegables y debieran ser imitados por otros servicios públicos. Da gusto estar allí, diligencia y cordialidad son factores que marcan a la gran mayoría del personal. Esta semana, por motivos personales, me tocó ir varias veces al referido establecimiento y advertí algunos aspectos deficitarios y que parecen de fácil solución. Primero, la entrega de remedios en un pasillo externo expuesto al frío. Con las condiciones climáticas tan erráticas, no sabemos cómo seguirá el clima. Se eliminó el indicador numérico para las curaciones, electrocardiogramas y otras atenciones similares. Me tocó ver a adultos mayores de sectores rurales, algo perdidos. ¿No se podrá reponer? ¿Será muy alto el costo de la inversión? Finalmente, tuve que ir a ver la parvularia con mi nieto. Ella se localiza en un container externo, se debe salir al patio trasero del edificio, pasar por el jardín y a la intemperie. ¿No será mucho? No se podrán poner adoquines o similares para poder transitar. Nuevamente a la intemperie, ¿Qué pasará cuando llueva?

Es indudable que son muchos más aquellos pequeños detalles que vemos día y día y que no decimos, por costumbre, por dejación o quién sabe porque otra causa. Siento que es nuestro deber como ciudadanos, verlos

Estos son detalles que quería compartir con ustedes y que uno ve. Cuando levanta algo la cabeza y mira a su alrededor. Todos hemos visto esto, pero parece que nos hemos acostumbrados. Debemos ayudar a mejorar estos pequeños detalles, para tener una mejor vida.

No sé ustedes, pero yo al menos, quiero y puedo cambiar esta situación.

Por: Héctor Binimelis Greene
hbinimelis@gmail.com